viernes, marzo 1, 2024

La Xbox Series X será la última consola “tradicional” de Microsoft: el futuro tiene a la nube como protagonista

¿Estamos frente a la última generación de consolas de Microsoft? Esta pregunta, aunque drástica, puede tener cierto sentido cuando pensamos en el creciente mercado del juego en la nube y, sobre todo, en los ciclos de renovación de estos dispositivos. Basándonos en los lanzamientos anteriores, si la Xbox Series X llegó en 2020, su sucesora podría aparecer en el mercado cerca de 2027.

La incertidumbre sobre lo que podría pasar por la industria llega incluso hasta las raíces del gigante de Redmond. Brad Smith, el presidente de la compañía, dijo públicamente a principios de este año en medio de su batalla por cerrar la compra de Activision que nadie puede saber qué papel desempeñarán las consola dentro de una década. Ahora, no obstante, sabemos qué se piensa en el ámbito interno.

Propuesta híbrida para 2028

Por lo general, la información sobre el desarrollo de nuevos productos o servicios tecnológicos se mantiene en privado. Las empresas no suelen revelar estos datos por cuestiones lógicas, entre ellas, limitar la cantidad de herramientas que pueden utilizar sus competidores y montar estrategias de marketing efectivas. Esto, ciertamente, se complica cuando entran en escena las filtraciones.

Microsoft ha sufrido esta semana una filtración que ha desvelado una interesantísima hoja de ruta sobre su división gaming para los próximos años. Como recoge Bloomberg, ha sido la propia compañía dirigida por Satya Nadella la que ha filtrado la información confidencial por error en medio del juicio de la FTC para evitar que se cierre la compra de Activision Blizzard por 69.000 millones de dólares.

Los documentos no solo han desvelado detalles del rediseño de la Xbox Series X que presumiblemente llegará en 2024, sino también de la propuesta que llegará para sucederle. Microsoft está enfocada en desarrollar “una plataforma de juego híbrida de próxima generación”. Como podemos ver, se trata de un notable cambio de paradigma frente a lo que hemos visto con las consolas “tradicionales”.

Msft 12 Roadmap de Microsoft Gaming

Durante décadas hemos utilizado consolas de videojuegos donde los títulos se ejecutan de manera local. Esto ha requerido que, generación tras generación, los dispositivos sean más ambiciosos en cuanto a sus prestaciones para ofrecer juegos de mejores gráficos. La irrupción del juego en la nube, no obstante, ha ido cambiando este escenario, permitiendo que podamos jugar desde cualquier parte.

Y no quiere decir únicamente desde cualquier parte, sino desde dispositivos donde lo más importante es la conexión de red. Los requisitos a nivel de hardware pasan a un segundo plano. Ahora bien, ¿qué sucedería si se lograra combinar el potencial de la experiencia en la nube con el del juego local? Esto es, aparentemente, a lo que apunta la compañía de Redmond para los próximos años.

Msft 14 Dispositivo de juego en la nube

Según los documentos, su propuesta híbrida permitirá ofrecer una “inmersión más profunda y clases completamente nuevas de experiencias de juego”. Esta idea, según los documentos, podría materializarse en un dispositivo programado para aparecer en 2028. Llegaría equipado con un CPU AMD o ARM y un NPU para tareas relacionadas a la IA.

Además de lo que sería una consola híbrida con factor de forma clásico, Microsoft también imagina una experiencia centrada únicamente en un mando. Es decir, un controlador que nos permita jugar directamente en la nube y en todos los dispositivos. Aquí demos dar rienda suelta a la imaginación para vislumbrar una especie de Logitech G Cloud, pero con el sello de los de Redmond.

Imágenes: Microsoft

En Xataka: ‘Lies of P’ delata que la industria quiere más juegos al estilo de ‘Dark Souls’. Pero la fórmula no es tan sencilla de replicar

Latest articles

spot_imgspot_img

Related articles

spot_imgspot_img