lunes, julio 22, 2024

Motorola Edge 50 Ultra, análisis: un deleite sorprendente como gama alta, para quienes le gusten las curvas

Las pantallas curvas casi se extinguieron por más que aún queden familias irreductibles que se resisten a abandonar este formato de diseño. Los Edge de Motorola representan como ninguno al movimiento, no en vano su nombre lo reciben del diseño curvo. Y tengo mis más y mis menos con el más reciente Motorola Edge 50 Ultra: pese a los objetivos defectos de uso, lo cierto es que los bordes en cascada no le quedan mal. Bonito lo es un rato.

De entre todos los móviles de gama premium que compiten por alzarse al trono de 2024, el Motorola Edge 50 Ultra es de los más económicos. Y eso es algo que me sorprendió antes incluso de desempaquetarlo: todo un arsenal de características, unido a un software de suficiente limpieza, por menos de mil euros. Sí, no es barato, pero, al menos, tampoco tiene un precio desorbitado. Y ésta sólo fue otra de las sorpresas.

Ficha técnica del Motorola Edge 50 Ultra

motorola edge 50 ultra

pantalla

LTPS P-OLED

6,7 pulgadas, 2.712 x 1.220p

446 ppp

Tasa de refresco de 144 Hz

2.500 nits brillo pico

HDR10+

DIMENSIONES Y PESO

161,09 x 72,38 x 8,59 mm

197 g

procesador

Qualcomm Snapdragon 8s Gen 3

ram

16 GB

LPDDR5X

almacenamiento

1 TB

UFS 4.0

batería

4.500mAh

Carga rápida de 125W TurboPower (cargador incluido en caja)

Carga rápida inalámbrica de 50 W

Carga rápida inalámbrica reversible de 10 W

cámaras traseras

Principal: 50 MP, f/1.6, 1/1.3″, OIS

Ultra gran angular: 50 MP, f/2.0, 122º FOV

Telefoto: 64 MP, f/2.4, zoom óptico 3x, OIS

Sensor ToF, LED Flash

cámara delantera

50 MP, f/1.9, autofocus

sistema operativo

Android 14

conectividad

Wi-Fi 7

5G SA/NSA

Bluetooth 5.4

otros

USB-C (USB 3.1 Gen 2, soporte DisplayPort 1.4)

Lector de huellas bajo la pantalla

DisplayPort 1.4

IP68

Doble altavoz estéreo

3 micrófonos

precio

999 euros

Motorola Edge 50 Ultra 16GB/1TB, Pantalla pOLED Super HD (1220p) de 6,7″, Sistema de cámara Inteligente de Calidad Profesional, Carga TurboPower de 125 W (Incluido), Dual SIM, Negro

* Algún precio puede haber cambiado desde la última revisión

Tablets, móviles, videoconsolas, portátiles… En Back Market, el marketplace líder en tecnología reacondicionada, encontrarás todo tipo de dispositivos con un descuento de hasta el 60%. Todo renovado por expertos, con 30 días de prueba  y 2 años de garantía.

Consejo ofrecido por la marca

Diseño, pantalla y sonido: Motorola ha subrayado la excelencia

Motorola Edge 50 Ultra

Después de tantos meses sin probar un móvil con pantalla curvada en los bordes hasta sentí admiración cuando se encendió el Moto por primera vez. Gracias al ancho reducido, el Edge 50 Ultra es muy manejable, la simetría trasera colabora en buena medida a la comodidad del agarre y, como pega, llegar a la parte superior con una mano se hace bastante difícil. Es un móvil que sorprende a la vista, también al tacto.

Construcción en aluminio de alta calidad, cuerpo muy delgado (8,59 mm, las curvas adelgazan el perfil), doble cara de cristal, marcos simétricos con una superficie de uso realmente aprovechable, los botones en el costado derecho son finos y con muy buen acabado (no cuesta encontrarlos al tacto) y Motorola incluye una pareja de altavoces estéreo con una salida en el canto superior y otra en el inferior. El altavoz de la zona baja comparte sitio con el USB C y la bandeja de nano SIM.

Motorola Edge 50 Ultra El canto es muy fino, ambas caras están curvadas y los botones son fáciles de pulsar

Pese a que la simetría en el diseño se hace constante, con curvas y marcos que no compiten entre sí, los orificios del altavoz cambian de posición en cada canto: abajo se mueve hacia el lado derecho del USB, arriba queda en el lado izquierdo. No influye en absoluto a la hora de emitir el sonido, pero me ha parecido curiosa esta decisión de diseño cuando el Motorola Edge 50 Ultra está medido a la décima de milímetro.

Por detrás se aprecia un acabado en tacto de goma que, además de darle un toque de carisma, hace que el móvil gane en agarre. Eso sí, en el negro se quedan atrapados el polvo y las pelusas, es algo sucio: tanto en el acabado gomoso como en el área de objetivos; que sobresale ligeramente del módulo.

El Motorola Edge 50 Ultra posee certificación IP68 contra polvo y agua

El módulo fotográfico posterior emerge del cuerpo aportando un contraste de materiales con respecto al tacto rugoso: cristal frente a la goma. El estilo se me asemeja al que estrenó OPPO con el OPPO Find X3 Pro, en mayor tamaño. El conjunto de triple cámara posterior merece un módulo fotográfico destacado, como detallaré más adelante.

Motorola Edge 50 Ultra

El Motorola Edge 50 Ultra es un móvil marcado por las curvas, para bien y para mal. La simetría curvada dota al teléfono de una gran elegancia, también de comodidad en el agarre, pero termina acusando los inconvenientes habituales en las pantallas de tipo cascada: deformación de color e imagen en los bordes, dificultad en los toques para esas áreas y mayor fragilidad ante las caídas. La belleza no se puede discutir.

Pantalla

Motorola Edge 50 Ultra

Ya destacaba la cualidad más notoria en cuanto a pantalla: los bordes curvados. La familia Edge lo es por algo, Motorola no puede abandonar el rasgo distintivo. Y en este punto es donde salen a relucir los gustos subjetivos, porque habrá a quien le guste las curvas en el panel de su móvil y quien prefiera que los bordes sean rectos.

Objetivamente, las curvas hacen más incómodo usar el teléfono.

La diagonal es amplia pese a que el ancho parezca delgado; lo que termina redundando en el ratio del Motorola Edge 50 Ultra: es muy cercano al 21:9 pese a que realmente sea 20:9 (las curvas incrementan la sensación de altura). En términos de resolución y calidad de imagen no aprecié pega alguna: el panel se ve nítido, el nivel de detalle es alto (Motorola no permite bajar la resolución para ahorrar energía, se queda a 1.220 x 2.712 píxeles), los niveles de contrastes son los deseables, cero problemas con los ángulos de visión y la calibración de color está muy bien ajustada.

Motorola Edge 50 Ultra

Motorola no permite reducir la resolución de la pantalla, sí variar la tasa de refresco para dejarla en automático o cambiar entre tres configuraciones: 60, 120 0 144 Hz. En modo automático se mueve entre dichos niveles añadiendo los 90 Hz como paso intermedio, aunque siempre de manera escalonada: el panel no es LTPO. Los 144 Hz se reservan para los juegos compatibles, aunque se puede forzar para obtener unas transiciones aún más suaves. Y con la curiosidad de que, pese a tener una tasa forzada, en reposo la frecuencia de actualización siempre cae hasta los 60 Hz.

Motorola Edge 50 Ultra

Ninguna pega en lo que respecta al brillo en exteriores, el brillo automático se adapta bien a los cambios de luz (aunque no se deja domar, recupera el brillo aunque lo cambies manualmente) y a mínimos puede llegar a deslumbrar en penumbra. Incluye un modo antiparpadeo para entornos poco iluminados.

Es bonito y las curvas hacen más manejable el Motorola Edge 50 Ultra al adelgazarle el ancho, pero todos los botones que queden en el área de las curvas la mayor parte de las veces no responden a la primera. Es complicado pulsar en los tres puntos de los menús, por ejemplo, igual que en el resto de elementos de la interfaz que queden en los bordes de la pantalla. A menudo sentí frustración porque acciones sencillas requerían más de un toque para que la pantalla reaccionase. Fuera de los bordes no hay problema.

Sonido

A la altura de lo que podría esperar de un gama premium, así se resume el apartado de sonido. Más allá de la habitual carencia del jack de auriculares (sólo Sony parece interesada en mantenerlo), el Motorola Edge 50 Ultra se porta como una campeón en lo que respecta a la reproducción de audio. Incluye compatibilidad con Dolby Atmos y una enorme cantidad de mejoras aportadas por Dolby, incluidas distintas ecualizaciones.

Motorola Edge 50 Ultra

El sonido con los altavoces exteriores es potente y de calidad, incluso a volumen alto. Perfecto para escuchar música sin necesidad de un altavoz Bluetooth y con una impresionante respuesta auditiva a juegos y películas. Equilibrado, con cierto dominio de los agudos, sin que éstos provoquen excesiva estridencia a máximo volumen y con una vibración transmitida al teléfono que no resulta molesta: el Motorola Edge 50 Ultra alcanza una presión sonora de 88 dB (medidos desde el propio teléfono).

Motorola Edge 50 Ultra

En lo que respecta a los auriculares, resulta posible enlazar unos Bluetooth o hacer uso del cable con un adaptador para el USB C del teléfono. La calidad recibida fue alta en ambos casos, aunque esperaba algo más de dicha calidad durante la reproducción. El móvil ofrece una buena cantidad de ajustes de sonido, también audio espacial.

El Motorola Edge 50 Ultra ofrece una de las mejores colecciones de códecs Bluetooth que he visto, incluidos los de alta resolución. Como el LDAC de Sony

No sólo ofrece audio a través del USB C (analógico, no hace falta adaptador con DAC externo), éste es Display Port: el móvil permite proyectar la pantalla del teléfono en la tele o un monitor con sólo conectarlos por cable. Además, dispone de un excelente modo de escritorio con el que habilitar un ordenador desde el propio Edge 50 Ultra. Me parece un excelente valor añadido.

Rendimiento, software y batería: no lo hace todo perfecto, pero se acerca

Motorola Edge 50 Ultra

Es un gama premium con todas las de la ley, ya lo he ido destacando en los apartados anteriores. Y claro, cuando llega el turno del rendimiento chirría que Motorola use un Snapdragon 8s Gen 3 en lugar del SoC que está por encima, el Snapdragon 8 Gen 3, dirigido a los móviles de gama más alta. Esto es algo que puede penalizar en el rendimiento bruto de los benchmarks, pero no mucho más allá: todo se mueve a la velocidad de la luz.

El procesador está a la altura de los mejores, también su acompañamiento le sigue el ritmo: nada menos que 16 GB de memoria RAM LPDDR5X y 1 TB de almacenamiento UFS 4.0. El conjunto logra un móvil rapidísimo en todo lo que he podido hacer con el teléfono, la pantalla súper fluida también colabora: es uno de los móviles más veloces que llevo analizados este año. Y no van pocos, precisamente.

Motorola Edge 50 Ultra

Se mueve como un rayo entre las apps, las abre al instante, las transiciones entre menús son instantáneas, da gusto ver las animaciones y también la ejecución de los juegos: el Motorola Edge 50 Ultra puede con cualquiera que se le ponga por delante. Probé a máximas desde PUBG a Genshin Impact sin caídas perceptibles de frames. Y con unos gráficos al máximo rendimiento, es un smartphone perfecto para quienes deseen jugar en 3D.

Motorola Edge 50 Ultra

Veamos las pruebas de benchmark junto con sus resultados. Los números dejan claro que el Motorola Edge 50 Ultra está hecho para masticar aplicaciones.

Motorola Edge 50 Ultra

Realme gt 6

HONOR 200 PRO

IPHONE 15 PRO MAX

POCO F6

SAMSUNG GALAXY S24 Ultra

PROCESADOR

Qualcomm Snapdragon 8s Gen 3

Qualcomm Snapdragon 8s Gen 3

Qualcomm Snapdragon 8s Gen 3

Apple A17 Pro

Qualcomm Snapdragon 8s Gen 3

Snapdragon 8 Gen 3 (for Galaxy)

RAM

16 GB

12 GB

12 GB

8 GB

12 GB

12 GB

GEEKBENCH 6 (SINGLE/MULTI)

2012/5.462

1.910/4.876

1.552 /4.332

2.637 / 7.103

1.857 / 4.634

2.248 / 6.987

3D MARK Wild Life Unlimited

12.672

12.231

11.342

13.667

12.093

20.281

3D MARK Wild Life Stress Unlimited

13.052/11.600

12.384

11.816/ 8.457

15.375 / 9.170

11.816/ 8.457

20.321 / 13.754

PCMARK WORK

15.691

16.9723

16.774

10.566

20.467

Biometría

El escáner de huellas óptico bajo la pantalla es el mecanismo principal en lo que a biometría se refiere: éste funciona sin mayores complicaciones y según lo habitual en esta tecnología. Encontré rápida la grabación de nuevas huellas, el reconocimiento es el adecuado, el móvil se desbloquea al instante y no aprecié falsos positivos: basta con poner el dedo y listo. La segunda lectura no suele ser necesaria.

Motorola Edge 50 Ultra

Como método alternativo, Motorola ofrece el siempre bienvenido desbloqueo facial con la cámara delantera. No es lo más seguro, sí muy cómodo: de tenerlo activo, el Edge 50 Ultra entra en modo operativo con sólo levantarlo. Siempre tras analizar el rostro.

Un apunte extra merece el teclado aleatorio de desbloqueo: Motorola puede ir alternando los números de PIN para que en la pantalla no queden marcadas las pulsaciones.

Software

Motorola Edge 50 Ultra

Motorola se ha alejado de lo que significaba Android «stock». Sin que ello implique una exagerada personalización del aspecto, lo cierto es que me resulta tan atractivo como funcional. Mantiene buena parte de las líneas de Material You, los menús y tonos se adaptan a los colores de acento y la marca aprovecha para regar con opciones toda su capa. Me parece un trabajazo, el esfuerzo puesto en el software es digno de mención.

El Motorola Edge 50 Ultra parte actualizado a Android 14 y tiene más «bloatware» del que debería por su precio: apps de Meta, Booking y una buena cantidad de aplicaciones propias, como de noticias, soporte o personalización. No sólo eso, dispone de una función que me resultó muy curiosa: generación de fondos de pantalla mediante IA y órdenes completas.

El Motorola Edge 50 Ultra crea fondos de pantalla únicos con sólo darle la orden. El prompt es completo, nada de seleccionar palabras como en los Google Pixel o Samsung Galaxy

Resulta posible crear wallpapers de cero con sólo detallar el prompt. Y con resultados mucho mejores de lo que esperaba: Magic Canvas no tiene límites de uso y viene incluido con el teléfono. Sí que hace falta cuenta de Motorola y conexión a Internet para poder utilizarlo.

Motorola Edge 50 Ultra

Aspecto fresco con una interfaz potenciada por la rapidez del procesador y el refresco de la pantalla, compatibilidad con temas, capa plagada de configuraciones con las que mejorar la experiencia del usuario, multitud de gestos añadidos a los propios de Android para potenciar la facilidad de uso y la multitarea (amo el lanzamiento de la cámara girando la muñeca)… Motorola logra una experiencia de diez sin alejarse en exceso de las directrices de Android. No sólo eso.

Motorola Edge 50 Ultra

Ya comentaba lo de display port y el vídeo a través del USB C. Y es que el Edge 50 Ultra dispone de un modo de escritorio para transformar el smartphone en un ordenador con sólo conectarlo a una pantalla externa. Estas opciones quedan incluidas dentro de Smart Connect, un conjunto de herramientas que favorece la integración entre el PC y el teléfono: aparte de proyectar la pantalla o el modo de escritorio, Motorola permite usar el Edge 50 Ultra como webcam del ordenador, admite el uso del teléfono desde ahí y hasta la opción de compartir el portapapeles.

Motorola Edge 50 Ultra

Software actualizado, suficientemente limpio, plagado de opciones añadidas, IA lúdica y sin límites, modo de escritorio y la seguridad extra de Lenovo: Motorola integra en el Edge 50 Ultra varias de las características seguidas del Motorola Thinkpad. Tras usarlo a fondo, creo que el software supone un gran valor añadido al teléfono.

Batería y carga

De los 5.000 mAh habituales de capacidad que suele incluir la mayoría de smartphones, el Motorola Edge 50 Ultra desciende hasta los 4.500 mAh, una cifra que sigue estando muy bien, sobre todo gracias a la eficiencia: el gasto energético está muy contenido durante el uso diario. De hecho, me ha sido habitual el aguante de dos días si no he abusado de juegos. Con la pantalla apagada el gasto suele situarse en torno al 2-4 % por noche.

Subir de vueltas el procesador implica un mayor consumo, como es obvio: a máximos dicho consumo suele situarse en torno a un 20-25 % de batería por hora. La contención de la temperatura es adecuada, no aprecié un calor excesivo durante largas sesiones de juego, incluso pese a que el teléfono marcó 45º C a nivel de procesador. Incluso al cargarlo a 125 W; sin que esto implique que no se caliente durante la carga, porque lo hace.

Motorola Edge 50 Ultra

Sí, 125 W y con el cargador incluido en la caja: mis «dieses» para Motorola. En poco más de un cuarto de hora el móvil revive por completo después de haber muerto al 0 %. Y con protección de seguridad incluida, ya que se puede regular desde los ajustes de batería si se activa o no la máxima potencia de carga. Durante mis pruebas dicha protección estuvo desactivada.

Con sólo cinco minutos de carga el Motorola Edge 50 Ultra tiene suficiente como para durar todo el día

El software de Motorola no especifica las horas de pantalla ni el uso concreto durante una carga, así que daré cifras estimadas: durante reproducción de streaming bajo Wifi, juegos esporádicos y uso medio el móvil superó las siete horas de pantalla. La mantuve a máxima tasa de refresco, es una delicia lo bien que fluye.

Ahora los tiempos de carga, medidos desde el 0 al 100 %. Además, el Motorola Edge 50 Ultra incluye carga inalámbrica (máximo de 50 W) y carga inalámbrica reversible (10 W).

  • 5 minutos de carga: 33 % de batería.
  • 10 minutos de carga: 61 % de batería.
  • 15 minutos de carga: 83 % de batería.
  • Total: 18 minutos.

Cámara: polivalente, muy polivalente

Motorola Edge 50 Ultra

El módulo trasero del Motorola Edge 50 Ultra destaca del cuerpo como si emergiera, la marca busca resaltar este aspecto del teléfono como uno de los rasgos distintivos de la gama premium a la que pertenece. Y la versatilidad es clave: cada una de las cámaras posee una función propia, las tres hacen gala de números altos y el software que conjunta con el hardware promete dar colma de alegrías al fotógrafo.

Empecemos por los datos puros y duros: veamos las características técnicas que destilan las cámaras del Motorola Edge 50 Ultra:

  • Cámara principal con sensor de 50 megapíxeles. Tamaño de 1/1,3 pulgadas, dimensiones de 1,2 µm para cada píxel, apertura f/1.6, estabilización mecánica OIS y distancia focal de 6,57 mm (equivalente a 35 mm).
  • Cámara gran angular con sensor de 50 megapíxeles. Tamaño de 0,64 µm para cada píxel, apertura f/2.0, ángulo de visión de 122º y distancia focal de 1,83 mm (equivalente a 12 mm).
  • Cámara telefoto con objetivo periscópico y sensor de 64 megapíxeles. Tamaño de píxel de 0,7 µm, apertura f/2.4, estabilización mecánica OIS, zoom óptico 3x (digital hasta 100x) y distancia focal de 13,3 mm (equivalente a 72 mm).
  • Cámara frontal con sensor de 50 megapíxeles. Tamaño de píxel de 0,64 µm, apertura f/1.9 y distancia focal de 3,23 mm.

Los números apuntaban maneras antes de que le echase el guante a la cámara. Y durante mis pruebas el Motorola Edge 50 Ultra se comportó realmente bien en todos los terrenos: la versatilidad del conjunto me parece excelente. Tanto da que sea de día como de noche, que la escena requiera un gran angular como que el sujeto mantenga cierta distancia de la cámara: habrá una combinación de hardware y de software que sacará partido de las condiciones.

Motorola Edge 50 Ultra

De día el comportamiento es bueno, siempre con cierta tendencia a sobrexponer durante el procesado cuando la luz es abundante. Me topé con un mayor lavado de la imagen de lo que desearía, puede presentar algo de sharpening incluso con buenas condiciones de luz y el HDR automático no termina de hacer un gran trabajo, en especial durante el atardecer.

Motorola Edge 50 Ultra

Si los contrastes entre las áreas claras y las oscuras es alto, el Motorola Edge 50 Ultra aplica un HDR que tiende a desequilibrar el rango dinámico: a menudo oscurece tanto las tomas que no se llegan a distinguir los objetos. Incluso la escena puede parecer más de noche de lo que realmente era: como decía, este comportamiento es más acusado durante el atardecer.

Motorola Edge 50 Ultra

En términos de colorimetría, el procesado tiende a mantener la naturalidad, no satura y el balance de blancos se mantiene equilibrado con respecto a las condiciones originales. Estos valores se corresponden en todas las cámaras: Motorola se esfuerza en equilibrar las características del procesado en los cuatro sensores, aunque puede variar según las condiciones (el atardecer es el punto débil del teléfono). El salto entre las cámaras es inmediato, tanto pulsando sobra cada sensor como girando el dial del zoom.

El objetivo principal y el telefoto están estabilizados mecánicamente con unos resultados de buena calidad: los tomas que obtuve fueron muy estables, también la grabación de vídeo se beneficia del OIS. Y aprecié una tendencia clara a los destellos o «flares» cuando la luz incide diagonalmente sobre el objetivo: la banda de luz puede ser tan acusada como para estropear la foto.

Motorola Edge 50 Ultra El gran angular corrige bastante bien la deformación óptica, incluso en tomas complejas con mucha gente

La cámara gran angular mantiene el tipo con un procesado que elimina las deformaciones ópticas. La nitidez a simple vista no es mala, pero se le nota la pérdida de detalle al ampliar ligeramente la imagen. De noche el rendimiento cae sin que por ello se echen a perder las fotos.

Motorola Edge 50 Ultra El zoom del Motorola Edge 50 Ultra puede dejar sin palabras

En lo que respecta al telefoto, su funcionamiento está a muy buen nivel, incluso a rangos de zoom altos: la combinación de zoom óptico y digital mantiene el detalle y la nitidez por encima del 6x. El contraste y el rango dinámico son muy buenos.

Motorola Edge 50 Ultra Cuando la luz incide de lado sobre las ópticas aparecen los temidos destellos

De noche el funcionamiento de las cámaras del Motorola Edge 50 Ultra sufre más de lo debería: el modo nocturno, pese a rescatar suficiente luz incluso en entornos muy oscuros, logra tomas con abundante presencia de las acuarelas, sobre todo en el gran angular. Tiende a dejar demasiado oscuras las áreas poco iluminadas, cuando precisamente tendría que rescatarlas. Suele tirar en exceso de ISO (logré forzar la sensibilidad por encima de 65.000 ISO).

Motorola Edge 50 Ultra

Motorola ofrece una aplicación de cámara muy completa que también hace gala de Inteligencia Artificial, tanto en la elección de los mejores ajustes según la escena (no siempre acierta) como en la optimización del audio para el zoom durante las grabaciones. Incluye modo Pro, un modo retrato bastante preciso (a veces falla en los contornos), permite disparar a los 50 megapíxeles máximos del sensor, ofrece filtros de imagen y tomas más lúdicas, como un resalte de color sobre fotos en blanco y negro. Curiosamente, no tiene opción a time-lapse, lo eché de menos.

En cuestión de cámara delantera, he de decir que los resultados me parecen a la altura de la calidad de las traseras, el tratamiento de los rostros es natural y aplica un desenfoque apropiado en el modo retrato que puede variarse en apertura de manera digital. No es un mal teléfono para selfies.

A continuación tienes una galería de imágenes y vídeos tomados con el Motorola Edge 650 Ultra. Puedes acceder a todas las muestras sin editar desde este enlace a Google Fotos.

A la hora de grabar, me ha gustado mucho la estabilización y el seguimiento de enfoque automático, este último seleccionable desde los ajustes. Las grabaciones son fluidas, aunque tienden a dar saltos en algunos barridos, producto del estabilizador. También sufre los problemas de destellos y cierta sobrexposición en las tomas al aire libre. Graba a un máximo de 4K y 60 fps; con HDR10+ disponible en esa resolución. El modo de grabación en alto rango dinámico sólo funciona con la tasa de frames más baja, 30 fps.

Motorola Edge 50 Ultra, opinión y nota de Xataka

Es un teléfono que me ha encantado, me parece una recomendación perfecta para quien busque un smartphone de alta gama a un precio que, sin ser económico, tampoco resulta exagerado. Potente, con almacenamiento sobrado, entrega un software cargado de posibilidades que va mucho más allá del teléfono, excelente sonido, pantalla… Bueno, aquí llegan los peros.

Motorola Edge 50 Ultra 7

El panel con bordes curvados dota de carisma al Motorola Edge 50 Ultra, también de una gran belleza. El problema es el habitual en esta tecnología: deformación de imagen en los bordes, variaciones de brillo y una frustración enorme cuando los botones de la interfaz quedan en los extremos de la pantalla. La pantalla no sólo debería enriquecer el teléfono, también la experiencia de uso. Y no es el caso; pese a que, fuera del área curvada, no tengo pero alguno.

Muy buena cámara móvil, realmente versátil y con resultados a la altura de lo esperado por su precio. Mantiene la tendencia de lavar la imagen durante el procesado y cierta falta de detalle en algunas tomas, también el sharpening puede hacer acto de aparición, sobre todo en el telefoto. Defectos que no empañan una gran factura fotográfica: es un móvil que yo me llevaría de excursión. De hecho, me lo he llevado.

Motorola Edge 50 Ultra

No deja indiferente a nadie, en mano sorprende y funcionando deleita, pese a sus defectos. Por los 999 euros que vale me parece una elección a tener en cuenta: aunque no sea de los habituales en el ranking, merece estar en el top de smartphones de 2024.

8,9

Diseño 9

Pantalla 9

Rendimiento 9

Cámara 8,25

Software 9,25

Autonomía 8,75

A favor

  • Estéticamente precioso y con un agarre sobresaliente.
  • La potencia está fuera de toda duda. 
  • Software muy limpio y con el extra del modo de escritorio.
  • Carga rápida demencial y con varias protecciones de la batería.

En contra

  • Las curvas de la pantalla empañan el uso del panel.
  • El HDR en el procesado empaña el desempeño fotográfico.
  • La óptica de las cámaras añade destellos a algunas tomas.

Motorola Edge 50 Ultra 16GB/1TB, Pantalla pOLED Super HD (1220p) de 6,7″, Sistema de cámara Inteligente de Calidad Profesional, Carga TurboPower de 125 W (Incluido), Dual SIM, Negro

* Algún precio puede haber cambiado desde la última revisión

Este dispositivo ha sido cedido para prueba por parte de Motorola. Puedes consultar cómo hacemos las reviews en Xataka y nuestra política de relaciones con empresas.

Latest articles

spot_imgspot_img

Related articles

spot_imgspot_img