viernes, marzo 1, 2024

La reunificación de Hong Kong y China

Hong Kong es hoy uno de los grandes centros financieros de China y del mundo, pero hubo un tiempo en que no perteneció al gigante asiático: el Reino Unido ocupó el territorio desde 1842 hasta 1997. 

Hong Kong fue adquirido por el Reino Unido en 1842 a través del Tratado de Nankín, y ratificado en 1860 por el Tratado de Pekín, donde se aumentó la superficie por la  incorporación de nuevos territorios, y por el Convenio para la extensión de Hong Kong 1898.

La Guerra del opio, o guerras anglo-chinas, fueron el origen de la colonización. Sucedieron de 1839 a 1842 y de 1856 a 1860.

En la segunda etapa de la guerra, Francia se alió a Gran Bretaña para luchar contra China.

China tuvo que abrir sus puertos al comercio internacional desde una posición desventajosa con aranceles muy bajos a los productos occidentales.

Finalizadas las Guerras del Opio, China firmó con el Reino Unido, Francia, Rusia y Estados Unidos, los Tratados Desiguales. 

En 1912 con la conformación de la primera república china, con Yuan Shikai a la cabeza, la isla de Hong Kong fue un lugar de exilio.

Durante la Segunda Guerra Mundial, Hong Kong pasó a manos de Japón, y fue un centro militar. Pero con la derrota del eje, los ingleses la recuperaron de nuevo.

Las negociaciones empezaron en 1982 y tardaron más de dos años, hasta que las partes aprobaron la Declaración Conjunta Chino-Británica.

Aquel 19 de diciembre de 1984 los ingleses se comprometieron a devolver Hong Kong a China en 1997, a cambio de que esta permitiese que el territorio siguiese siendo una economía capitalista y tuviese libertades políticas. 

Fue entonces cuando el líder chino Deng Xiaoping ideó el modelo “un país, dos sistemas” y se comprometió a respetar la autonomía hongkonesa hasta 2047. 

La historia también es noticia en Radio Perfil FM 101.9. Locución de Pita Fortín.

por Radio Perfil FM 101.9

por Radio Perfil

Galería de imágenes

Latest articles

spot_imgspot_img

Related articles

spot_imgspot_img